Ex combatiente Guanuco: “Recibimos con mucha euforia la noticia de la guerra de Malvinas porque no sabíamos lo que venía”

Juan Guanuco recordó con dolor la incertidumbre de la guerra que protagonizó hace 42 años. “Nunca sabías cuando te podían torpedear”, dijo el héroe de Malvinas que vivió el conflicto a borde del portaviones 25 de Mayo. Y recordó que por las Malvinas dieron su vida dos adolescentes salteños de 16 años que estaban en la Marina.

DE BUENA FUENTE 27 de marzo de 2024
guanuco 1

A días de conmemorarse un nuevo Día de los Veteranos y Caídos en Malvinas en homenaje a todos los combatientes caídos y los sobrevivientes de la guerra de Malvinas y sus familiares, el salteño Juan Enrique Guanuco, ex combatiente en la guerra de Malvinas y miembro de la Comisión Héroes de Malvinas, recordó el hecho histórico en De Buena Fuente.

Guanuco dijo que la noticia del desembarco argentino en las Islas Malvinas la recibieron “con mucha euforia pero éramos jóvenes y no medíamos las consecuencias, porque no sabíamos lo que venía. Y hoy lo vemos en el tiempo y capaz no lo hubiéramos festejado así”.

A 42 años del conflicto bélico con Gran Bretaña, Guanuco dijo que “el 2 de abril nos enteramos que entrábamos dentro de las 200 millas marinas y que estaba empezando la guerra”.

“Todo era efervescencia”, apuntó el ex combatiente, una algarabía que, recordó, les venía de la historia que les habían enseñado sus maestras sobre las Malvinas como tierras argentinas.

Sobre su experiencia afirmó “que el mar es infinito y nunca sabes cuando te podían torpedear. Nos mandaban en misiones en helicópteros, para saber dónde estaban los buques enemigos. Así se evitó un desastre más grande que el del Ara General Belgrano, porque evitamos que torpedearan el Portaviones 25 de Mayo que era más grande y estaba lleno de armamentos”.   

Guanuco tenía 21 años cuando fue a la guerra de Malvinas. Estaba haciendo la carrera de suboficial en la Marina, a donde ingresó con 17 años. Y durante la guerra de Malvinas, estuvo asignado en el Buque Insignia de la flota de mar, en el Portaviones 25 de Mayo, cumpliendo el rol de buzo salvamentista y en los helicópteros Sea King.

“Tal vez nuestros hijos vean flamear la bandera argentina en Malvinas, en nuestras islas irredentas y donde hay 200 compañeros que están de centinelas ahí”, afirmó.

El ex combatiente recordó que los caídos en Malvinas son 649, de los cuales 34 son salteños, y entre ellos hay dos veteranos de guerra que tenían 16 años que murieron en el Crucero General Belgrano. Ellos eran Mario Vilca Condorí y Marcos Lamas, que tenían 16 años cumplidos.

Esto se debe, explicó, a que a la carrera naval se ingresaba con 15 años, y “muchas familias del interior, del campo, mandaban a sus hijos”. “El hombre norteño se adapta muy bien a la vida del mar”, indicó, para agregar que de los 722 veteranos censados, el 70 por ciento son marinos, el 20 del ejército, y el 10 de la fuerza aérea.

Te puede interesar
Lo más visto
Milei presentó su libro en el Luna Park

Milei cumplió su sueño de cantar y presentar su libro en un Luna Park repleto (fotos y video)

Carlos Alberto Torino
NACIONALES 23 de mayo de 2024

Milei es mejor standapero que estadista y economista. Hasta canta mejor que cuando expone de lo que se supone sabe, y muchísimo. Milei es el show y lo acompaña cantando rock. Llena un estadio mítico y lo vitorea una multitud rugiente. El león ruge hasta percibir un terremoto con los aplausos y los gritos. Pero solo es eso, una percepción de la realidad que transita por carriles paralelos al presidente. Afuera de la catedral del boxeo, el frío se apodera de las calles, llenas de desesperanza y pobreza creciente.

Honor a Santa Rita en el paraje Las Vertientes (3)

Los güemenses mantienen vivo su pacto con Santa Rita de Casia, la "patrona de lo imposible" (fotos)

INTERIOR 23 de mayo de 2024

El 22 de mayo, la feligresía de General Güemes y los parajes, Santa Rita, Santa Rosa y El Algarrobal, renuevan su pacto de fe con Santa Rita de Casia. Esta vez, los actos religiosos, dos misas y una breve procesión, del párroco Luis Fleming, y la familia Aguirre junto a vecinos del lugar preparan la recepción y ofrecen al mediodía el tradicional locro en el fortín del lugar.