Exclusivo: Cecilia Gómez rompe el silencio después de las denuncias en su contra

JUDICIALES 17 de enero de 2020 Por
La maestra jardinera, ex militante del MST y ex candidata a gobernadora, Cecilia Gómez, se refirió a las cinco denuncias por abuso sexual que le hicieron las madres de sus alumnos. Afirma que está a disposición de la justicia para llegar a la verdad, no descarta que se trate de una causa armada por intereses políticos y sostiene que fue ella la primera en activar el protocolo de intervenciones ante abusos sexuales al notar un juego raro entre sus alumnos y que después terminaron en denuncias en su contra.
20200117_100247
Cecilia Gómez, docente de nivel inicial denunciada por abuso sexual. - Fotografía El Expreso de Salta

¿Cómo tomó estas denuncias por abuso en su contra?

- Por un lado con sorpresa pero también con el compromiso de saber que en una situación así con un delito tan grande, tanto para mí como para las víctimas, hay que llegar a la verdad. Es así que desde el principio me puse a disposición de la justicia para brindar todos los elementos que lleven a la verdad y conocer a la o los responsables de este delito y que realmente podamos sacar a la luz lo que sucedió.

¿Hace cuánto que es docente y cómo era el trato con sus alumnos?

-  Me recibí en el año 2001 de docente de nivel inicial y después fue ejerciendo durante muchos años hasta lograr un cargo estable y pasar a planta o lo que llamamos nosotros titularizar. Es así que desde 2015 me encuentro en la Escuela Dr. Juan Castro de barrio La Loma, primero estuve en la sala de cinco años y después en la de cuatro. Para mí la docencia es la carrera que elegí desde chica y la verdad que puedo decir que tengo la suerte y posibilidad de trabajar en lo que más me gusta.

20200117_133044
¿Pasó por situaciones parecidas con otras denuncias?

- No, nunca me sucedió una cosa así. De hecho, se puede ver en la averiguación de antecedentes de cualquier persona para ver si eso ocurrió o no. Hay que ser responsables de las cosas que se dicen porque después hay que demostrarlas y a veces por manchar a una persona se dicen cosas que no son ciertas. La verdad que nunca me pasó una casa así pero entiendo que como trabajadoras de la educación y con la responsabilidad de velar por los derechos de los niños y niñas, podemos vernos expuestos a situaciones que no esperamos a partir de los pedidos de protocolos ante sospechas de abuso sexual infantil pero debemos garantizar que se defiendan a los niños. Es difícil porque aparte de la denuncia que pueda hacer una docente, también debe haber un acompañamiento de la propia institución y del Ministerio de Educación para que realmente estas cosas se garanticen y no terminemos en una situación similar a la mía donde no se discute lo que deberíamos y solo manchamos a una persona con las consecuencias que eso trae consigo.

¿Fue Usted la primera que denunció situaciones raras dentro del aula?

- Si, hubo situaciones que llamaban la atención y por eso pedí el 12 de noviembre la aplicación del protocolo. Esto es nuevo y no se hicieron las capacitaciones necesarias. Aprovecho la entrevista para decirle al Gobierno que las docentes necesitan capacitación porque nosotros nos formamos para estar frente del aula pero también hay situaciones delicadas que no tienen que ver con lo pedagógico y se debe prever que este protocolo sea una herramienta útil y no un tormento. El problema es que cuando el sistema falla, las víctimas siguen siendo víctimas y se determina que son culpables las personas que tal vez no lo son, finalmente las criaturas van a terminar leyendo que esas cosas no hay que señalarlas. 

¿Qué reacción tuvo la institución y los padres cuando activó el protocolo?

- Hay cosas en la que no debo profundizar porque forma parte de la causa pero obviamente cuando se detecta la situación, se elevara los informes, hago las derivaciones al equipo de orientación escolar, se hacen situaciones a las familias que corresponde para determinar qué sucede, si son juegos propios de la edad o hay algún adulto con conductas inapropiadas. Es a partir de ahí que finalmente pedí la aplicación del protocolo para que intervengan los organismos especializados. Se siguieron todos los pasos que corresponden y fueron presentados en la fiscalía para que se entienda dónde nace todo esto y no que tiene orígenes en los medios.

¿Había diferencias personales con las madres de estos alumnos?

- No creo que tenga que ver con ese tema, pienso que no se presentaron problemas de ese tipo. La escuela tiene situaciones de conflicto o armonía que son propias del proceso de aprendizaje. Hay que pensar que la escuela es receptora de todas las situaciones que se dan en la sociedad y las sufrimos y vivimos. Todavía no podemos determinar y seguramente lo haremos cuando alcancemos la verdad, cuál es el origen de estas denuncias. Me parece que se puedan seguir todas las líneas de investigación y estoy disponible para saber lo que sucedió.

20200117_100236

¿Por qué piensa que el MST le da la espalda en este momento?

- Seguramente se les podrá preguntar a ellos para saber qué dicen. De todas formas fue llamativa la trascendencia de la noticia porque ni siquiera la foto del primer escrache tiene que ver con lo escolar y hubo cierta animosidad de vincularme a mi e incluso de relacionarme con un partido del que ya no formo parte y es de público conocimiento que me fui después de denunciar a un dirigente por abuso. Creo que es importante decir que la noticia fue una mancha y no se buscó la verdad, nosotros intentamos tomarnos nuestro tiempo para conocer las causas porque mi abogado tuvo dificultades para acceder en profundidad al expediente, eso limita las posibilidades de defensas y de garantizar el debido proceso. Para nosotros el tema de la verdad es central, no hay ninguna prueba que pueda demostrar mi culpabilidad. 

¿Piensa que es una causa armada que tiene interés político?

- Hay muchos elementos que nos llaman la atención. La verdad que esa duda la vamos a seguir dejado sobre la mesa, seguramente cuando lleguemos al final, vamos a dilucidar que otros intereses se jugaron en esta situación. De hecho hay funcionarios de mucha importancia que me nombraron sin tener prueba o pericia y me acusaron del delito de abuso donde incluso harían un perfil psicológico para cometer supuestamente estos delitos. Tengo que decir que mi abogado puso a disposición mi celular para peritarlo pero la fiscalía no lo quiere hacer, parece que no se quiere llegar a la verdad o tal vez ya hay una verdad determinada y me pusieron un rotulo de culpable. Esto me preocupa, incluso vine  a entregar mi computadora en el CIF y tampoco se peritó. Todo esto nos da la alerta que hay una línea fijada y de esa forma no se llega a la verdad. Deberían hacerlo porque se caería la hipótesis principal y quedaría evidenciado que hay otras cuestiones en juego.

¿Tiene miedo de quedar imputada y detenida?

- No. Lo que tengo miedo es que no lleguemos a la verdad. Si no lo hacemos el problema será que todas las victimas seguiremos así y las criaturas seguirán expuestas a situaciones que no corresponden y podemos revertirlas. Me preocupa que ya este prácticamente en calidad de imputada y no se me permita que todos los elementos que demuestran mi inocencia puedan ser tenidos en cuenta. Cuando el derecho de defensa se vulnera es porque existe algo que no se quiere ver y hay interés de no llegar a la verdad.

Te puede interesar