Hoy se celebra a la Virgen de Urkupiña con fiestas por toda la ciudad

SALTA 15 de agosto de 2022 Por Redacción El Expreso de Salta
La Virgen de Urkupiña es celebrada con peregrinaciones y fiestas que se realizan en todo la ciudad, con música, baile, caporales y bombas de estruendo. Si bien no se trata de una virgen boliviana, miles de salteños son creyentes fieles y se acercan cada año a la iglesia de El Pilar a rendirle culto, agradeciendo las bendiciones y pidiendo por trabajo y salud.
IMG_20220815_123747506

Cada vez son más los salteños fieles a la virgen de Urkupiña quienes la celebran en diferentes puntos de la ciudad cada 15 de agosto y si bien las festividades centrales tienen lugar en Cochabamba Bolivia, sus devotos desde temprano hacen bendecir sus imágenes, autos y estampitas.

La misa central tendrá lugar a las 16 horas en el Campo de la Cruz, dónde todos los fieles se unirán en oración y festejos, pero antes de ello, las distintas familias fieles celebran en casas particulares, reunidas con bebida, comida y música. Cabe señalar que el día de ayer culminó la novena en su honor."Es una virgen festiva y no castiga. Si uno es bueno con ella, ella nos bendice de muchas maneras", dijo Yolanda en nuestra redacción y agregó que se volvió fiel porque la curó de un fibroma que padecía hace muchos años.

La historia de la Virgen de Urkupiña se remonta al 1700 según los historiadores, cuando se apareció ante una joven pastora que cuidaba de su rebaño de ovejas en las bajas colinas de la comarca boliviana de Cota.

Si bien comenzó como una apareción misteriosa, luego se volvió costumbre y la joven pastora acudía para ver a la ‘Señora' y sus padres comenzaron a  preocuparse por sus demoras seguidas, ante esto le preguntaron a la joven, quien no dudó en contarles que la Santísima Virgen María se le aparecía continuamente y hablaba con ella.

Ante la revelación, la familia de pastores decidieron acompañarla y vieron como la Virgen María ascendía a los cielos como si de un sueño se tratase. Fue entonces cuando la pequeña pastora gritó en quechua: Jaqaypiña urqupiña, urqupiña, es decir, “ya está en el cerro”. Fue así como nació el nombre de Virgen de Urkupiña.

Totalmente sobrecogidos corrieron al pueblo donde contaron su vivencia a todos los vecinos. Estos, incrédulos, terminaron por creer a la familia cuando comprobaron por sí mismos la existencia de aquel ser celestial. Desde entonces, se construyó en el lugar la capilla de Quillacollo.

La imagen de la Virgen de Urkupiña se encuentra actualmente en el templo Matriz de Quillacollo, que se ha convertido en un centro de peregrinación para los bolivianos. Allí, se conmemora a la que también se conoce como la Patrona de la Integración Nacional de Bolivia.

Te puede interesar