"La cláusula transitoria sobre los mandatos era fundamental en la reforma"

Ricardo Gómez Diez advirtió que en Salta tenemos un problema de legitimidad democrática y que esto se reflejó en la última reforma constitucional en la que el espacio del gobernador Sáenz aprobó los cambios sin consenso, con poco diálogo, dejando de lado aspectos trascendentales como la cláusula transitoria de los mandatos.
IMG-20220404-WA0113

"La gente que está con Gustavo Sáenz determinó que se cambiaba y que en la última reforma no porque tenía más de los dos tercios. Tenía la mayoría total, esto impidió que se hiciera una reforma por consenso, que hubiera sido lo ideal", cuestionó Ricardo Gómez Diez en el programa De Buena Fuente.

En ese sentido manifestó que la experiencia histórica indica que las constituciones y las reformas constitucionales se deben modificar fruto del consenso mayoritario dentro de la sociedad.

"Han quedado de la última reforma, interrogantes por un lado y por otro reformas que son un retroceso desde el punto de vista institucional" señaló.

Un tema sobre el que hay luz pero  un interrogante planteado sin resolver es la limitación en las reelección. "El límite es una reelección, es decir haber ejercitado el mismo cargo como límite 8 años, luego se puede ser candidato a otro cargo diferente, esto es bueno porque favorece la alternancia pero surge la pregunta desde cuando rige, porque no está La cláusula transitoria", denunció el letrado.

En otras reformas, el derecho constitucional comparado, establece esos límites para disipar dudas y que no hayan errores de interpretación, se pone una cláusula indicando el mandato en curso de ejecución, queda todo claro y escrito en el texto constitucional. Esto aconteció en 1994 cuando se reformó La Constitución Nacional.

Gómez Diez indicó que el límite es bueno, pero que lo esperable era fijar dicha cláusula para evitar complicaciones futuras y no dejar a libre criterio del legislador de turno el período de mandato.

Te puede interesar