¿Qué hacer cuando te hackean la cuenta para estafas?

DE BUENA FUENTE 26 de noviembre de 2021 Por El Expreso de Salta
Frente al incremento de estafas virtuales, en De Buena Fuente, Nelo Paniagua, Técnico Informático y periodista, compartió recomendaciones para cuidar informaciones personales. Se refirió a los modos de vulnerar las cuentas de WhatsApp, las contraseñas y claves, las comunicaciones con números desconocidos, lo que sucede con redes sociales y cómo actuar cuando conocidos nos piden dinero o empresas nos solicitan información.
WhatsApp Image 2021-11-26 at 7.46.43 AM

El Técnico en Informática y periodista Nelo Paniagua dialogó en De Buena Fuente con Marcela Jesús y habló sobre las estafas que se realizan duplicando cuentas de WhatsApp donde las víctimas no advierten que otras personas solicitan préstamos en su nombre a amigos o familiares cercanos, agendados en la aplicación. Al respecto, Paniagua explicó qué se debe hacer en estas situaciones.


“Lo que realiza WhatsApp cuando descargamos la aplicación, es generar una código de seguridad, encriptada de punto a punto, de un celular a otro y envía directamente la información, es decir que no hay intermediarios en el proceso de comunicación”, explicó el entrevistado. En este sentido, desarrolló que cuando uno se percata de que la cuenta ya fue duplicada, se debe desinstalar la aplicación  de WhatsApp y volverla a instalarla, para así generar un nuevo código y recuperar la cuenta.


También recomendó habilitar el proceso de “Verificación en dos pasos”, para evitar copias de la cuenta de WhatsApp. Al respecto, explicó el procedimiento: “Lo mejor que uno puede hacer es ir a WhatsApp, a los tres puntos del margen derecho hacia arriba, ir a Ajustes, Privacidad, Seguridad en dos pasos y hacer el sistema”.


Prosiguiendo con los consejos, afirmó: “Cometemos el error de atender a números que no conocemos, es un proceso de seguridad que debemos alertar cuando nos llama un desconocido que no tenemos agendado”, destacó y señaló: “Tenemos que establecer una comunicación solo si es parte de nuestros contactos”. Además, sostuvo: “Sabemos cómo se expresa esa persona, cómo nos saluda, cómo nos dice”, ya que “nadie va utilizar el teléfono de alguien para comunicarse con otra persona”. Se debe considerar la escritura de la persona que se contacta con uno, con respecto al léxico, las palabras y hasta los errores ortográficos que nos permiten advertir si hablamos o no con esa persona, ya que uno conoce sus modos de expresarse. Señaló que cuando un familiar o amigo nos solicita préstamos o dinero, lo mejor es llamar directamente para evitar ser víctimas de estafa.


Además, explicó que cuando una persona trata de estafarnos no hay que “entrar en paranoia” ni bloquearlos, sino que “hay que ver hasta donde se produce la comunicación, hasta dónde llegan, para recolectar la mayor cantidad de información para hacer la denuncia a la policía”.


“La seguridad está dada por el conocimiento y uso de nuestra línea y la de las aplicaciones”, expuso y a modo de ejemplo, contó: “En un curso, unos chicos me dijeron que tenían 5 mil seguidores en Facebook y les pregunté ¿Tendrías la capacidad de invitar a esos 5 mil seguidores en Facebook en tu cumpleaños? Y me dijeron que no, porque no los conocen”. En este punto, alertó: “En redes sociales tenés admitidas personas que no conocés, que te envían una solicitud de amistad y los aceptás”. Agregó que en este tipo de aplicaciones, se difunde “información que uno publica en Facebook y es una ventana para aquellas personas que saben que uno está con un problemas económicos; o si habitualmente ponemos ‘Hoy es un lindo día porque voy a recibir plata, hice una venta’, hay personas que tienen como profesión el ocio de captar a estas personas para vulnerar a través de una red social su información”, manifestó.


Por otra parte, habló sobre la importancia de establecer buenas contraseñas o claves y recomendó “no utilizar información que esté digitalizada, como nuestro DNI, CUIL, direcciones, ya que todo eso está digitalizado y puede ser común para alguien que está intentando vulnerar nuestro servicio y seguridad”. Propuso utilizar fechas importantes, que no sean el cumpleaños de uno, o información que no esté vinculada a cuestiones públicas sobre la persona. 


Finalmente, desarrolló el “código fantasma”: “Es viejísimo, se usaba para obtener correos electrónicos, simulan perder la contraseña y solicitan volver a ponerla y enviarla. No debemos brindar información sobre este tipo de cosas”. También señaló cuando “alguien te llama por teléfono y te pide tal cosa, hay que identificar a esta persona”, y para ejemplificar, expuso; “Cuando una compañía te llama te dice ‘¿Me comunico con tal persona de tal DNI?’, lo que no hacemos es saber ¿Quién es, cómo se llama, cuál es su DNI, a quién representa, cómo sabe mi nombre, de qué empresa es? Si son empresas de telemercadeo y son de una empresa de información, va a poder validarla por otros procesos”. Paniagua, sentenció: “Hay que tener cuidado cuando están solicitando información”.

Te puede interesar