Grave denuncia: Salud Pública acumula remedios vencidos en los galpones de OCASA

SALTA 04 de noviembre de 2019 Por
El Ministerio de Salud de la Provincia tiene más de veinte palets de medicamentos vencidos en el depósito de la empresa OCASA. Por negligencia se dejó sin remedios durante años a miles de pacientes y ahora nadie se quiere hacer cargo de la situación. Cada palet está valuado en millones de pesos y ya no se los puede recuperar. Los testigos cuentan cómo se mantuvo oculta la cuestión y esperan que la justicia intervenga ante la gravedad de la denuncia.
OCASA 2
Frente de una de las sucursales de OCASA en Salta.

Decenas de personas mueren por día debido a algún cáncer o enfermedad terminal en la Provincia. Solo en 2017, las estadísticas oficiales indican que la mortalidad por cáncer registrada en Argentina fue de 118 y 87 defunciones por cada 100.000 varones y mujeres, respectivamente (tasas estandarizadas por población mundial estándar). Lo cierto es que estas personas necesitan de medicamentos costosos que en algunos casos, el Estado lo provee o por lo menos debería hacerlo para que el paciente haga un tratamiento y mejore su condición de salud. La indignación surge cuando no llegan los remedios porque supuestamente hay faltantes y comprarlos de forma privada cuesta demasiado dinero. Las opciones son: la familia junta lo necesario para darle la última esperanza de vida al paciente o directamente lo deja morir con la impotencia de no haber realizado nada. Ahora, ¿Qué pasaría cuando uno se entera que los medicamentos existen pero por negligencia los dejaron vencer y ya no pueden distribuirlos? 

En Salta sucede algo muy grave, el Ministerio de Salud Pública tiene como prestataria de servicio a la empresa OCASA para alojar en depósitos y distribuir cuando así se requiera, medicamentos de todo tipo, desde una bayaspirina hasta comprimidos carísimos de tratamientos como por ejemplo cáncer o HIV. Todo está registrado en planillas al momento de su ingreso como egreso. Sin embargo, hay fechas de vencimientos y necesariamente tienen que ser entregados a los hospitales en tiempo y forma. Las cosas parecen haberse hecho mal desde hace varios años y con gobiernos que fueron cambiando. Ahora, los palets valuados en millones de pesos, están ocultos en una de las sucursales y nadie quiere deshacerse de ellos.

La situación se descubrió a raíz de un juicio contra dos empleados de la empresa OCASA, acusados de robarse una conservadora de medicamentos, valuada en dos millones y medio de pesos. Cabe aclarar que los trabajadores fueron absueltos del delito de administración fraudulenta y se comprobó que se les había armado una causa para tapar otra. Además, uno de los imputados era gerente de la empresa en aquel momento y sostuvo que no era la primera vez que sucedía algo similar, por lo que las irregularidades en la sucursal salteña se repetían con los años y siempre cambiaban las autoridades sin que nadie pudiera poner orden. En varias audiencias de este juicio, se escuchó decir a los testigos que la empresa tenía en su poder varios contendores de medicamentos que habían quedado vencidos y el Ministerio de Salud no sabía qué hacer con ellos.

La nota completa fue publicada en nuestra versión impresa del miércoles 30 de octubre de 2019:

24-25

Te puede interesar