"Parece que nosotros somos el frente de todos, y el otro el frente de algunos"

POLITICA 02 de octubre de 2019 Por
El intendente capitalino y precandidato a gobernador Gustavo Sáenz cerró la campaña del Frente Salta tiene Futuro con un acto en el Centro de Convención de Limache ante unas dos mil personas, en su mayoría funcionarios y candidatos. Primero, hablaron el candidato a vice Oscar Antonio Marocco, y luego los precandidato a intendente, Bettina Romero, Martín Grande, Matías Posadas y Vitín Lamberto. Las fotos.
Ver galería 71186425_2744625678883477_49365864473952256_n
1 / 12 - - Sáenz criticó a Leavy sin nombrarlo. (Javier Rueda)
En un exclusivo acto realizado en el Centro Cívico de Limache del que participaron todos los candidatos del Frente Salta Tiene Futuro, funcionarios municipales, y algunos invitados especiales, el precandidato a gobernador Gustavo Sáenz realizó su cierre de campaña en la capital salteña. Fue también el que cerró los discursos ante un público ordenadamente sentado, al que se le entregó una pequeña bandera de Salta como único instrumento de exteriorizacion de sentimientos.
El intendente capitalino le dedicó varios pasajes de su discurso al Frente de Todos, especialmente a la lista que encabeza Sergio Leavy, aunque sin mencionarlo. "Acá están muchos de los que no dejaron participar en el otro frente", señaló el candidato. Después  también comparó que en este acto se invitó a todos al acto y no se dejó a nadie afuera.
"Primero hay que ganar la interna para después ganar en las primarias la gobernación", resumió. Y en otra referencia fue sobre las candidaturas. "No se puede ser candidato a intendente, a diputado, a senador... yo elegí ser candidato a gobernador", chicaneó Sáenz, para concluir con la sentencia: "parece que nosotros somos el frente de todos y el otro sería el frente de algunos", dijo y recibió aplausos y vítores. Luego marcó diferencia entre los que hace 30 años con políticos que prometieron y no cumplieron, y "nosotros que venimos ahora. Yo puedo decir que lo que dije cumplí en la Municipalidad. Y lo vamos hacer también en la provincia". Después denunció campaña sucia, y advirtió que viene de "aquellos que no tienen qué mostrarle al electorado".
 
"Somos un frente electoral que se armó desde el corazón, buscando las cosas que nos unen y dejando de lado las que nos separan. Entendemos que la única forma de construir una provincia distinta es desde el amor que tenemos por Salta y los salteños", dijo después para cerrar de forma contundente: "Tengo la fuerza y la convicción para poner de pie a nuestra provincia. Sigamos caminando juntos, transitando este camino que va a permitir que los salteños vivamos mejor ¡Este domingo llenemos las urnas de esperanza! ¡Salta tiene Futuro!"
Fue este el único momento de desborde del acto, que anteriormente lo más expresivo que se vio y escuchó fueron los aplausos y el flamear de banderitas de Salta en las manos de algunos presentes. Según reconoció el conductor del acto, hasta su participación estaba guionada sobre a quienes tenía que mencionar, el orden de los oradores: Antonio Marocco, Matías Posadas, Bettina Romero, Martín Grande, Vitín Lamberto, todos con un tiempo limitado, y el cierre a cargo de Sáenz.
Mucha gente, dirigentes políticos y barriales que se había llegado al centro de convenciones no pudieron ingresar porque no figuraban en la lista de invitados especialmente confeccionada para la oportunidad. Lejos de los bombos, el chori y la gaseosa, y la fiesta peronista, el de Sáenz fue una mezcla de estilo del urtubeicismo y el macrismo.

Te puede interesar