El cohete chino que orbitaba sin control cayó al océano Índico

El objeto de 18 toneladas que tenía a la humanidad pendiendo de un hilo, respecto a su lugar de aterrizaje, regresó este domingo a la tierra desintegrándose sobre el océano Índico.
restos-de-cohete-chino-cae-oceano-atlantico-CZ5B

"Según la supervisión y el análisis, a las 10H24 (02H24 GMT) del 9 de mayo de 2021 la primera etapa del cohete portador Larga Marcha 5B ha vuelto a entrar en la atmósfera", informó la Agencia Espacial de vuelos tripulados de China en un comunicado oficial brindando a su vez los detalles de la caída, gran parte de la nave se desintegró en el Océano Índico cerca de las Maldivas.

Las autoridades chinas habían afirmado que la vuelta fuera de control del segmento del cohete Larga Marcha 5B, no representaba mayores peligros, debido a que se destruiría en su mayor parte al reingresar a la atmósfera terrestre.

Space-Track, la red de vigilancia espacial de Estados Unidos, confirmó mediante un tuit  la entrada del cohete en la atmósfera. 

La caída del segmento se corresponde a la opinión de los expertos  y científicos que anticipaban que había muchas probabilidades de que el objetivo cayera al mar, ya que la tierra se constituye en agua en un 70%.

Sin embargo, la situación había generado gran preocupación sobre posibles daños y víctimas en diferentes sectores sociales, "#LargaMarcha5B pueden relajarse. El cohete ha caído", rezaba el tuit de Space Track.

Te puede interesar